¿Cómo salir de la ruina? - ¿Qué hacer?

¿Perdiste el control sobre tus finanzas? La inestabilidad económica que se vive a nivel mundial está afectando cada vez más a las familias. Algunas de las cuales tienen serios problemas financieros. Sin embargo, es posible salir de la ruina. En este artículo puedes conocer las mejores formas de lograrlo y volver a recuperar tu estabilidad económica.

Boton solicitar
Índice
  1. Guía completa para salir de la ruina
    1. ¿Qué significa estar en ruina financiera?
  2. ¿Cómo salir de la ruina financiera?
    1. Si eres una persona física, elabora un presupuesto mensual
    2. Atención a la contabilidad si eres un autónomo o empresa
    3. Contar con un fondo de emergencia
    4. Deshazte de lo que ya no necesites
    5. Elimina todas las deudas
    6. Se creativo, proactivo y positivo
    7. Que tu ruina no sea mental
  3. Evita caer en la ruina

Guía completa para salir de la ruina

Es imprescindible que toda persona cuente con una guía completa para manejar sus finanzas correctamente. De esta manera, puede lograr la libertad financiera y evitar perder por completo el control de sus finanzas. A continuación, se incluyen una serie de factores que debes considerar para lograr libertad financiera.

Pero antes de comenzar, es importante conocer exactamente qué es la ruina financiera.

¿Qué significa estar en ruina financiera?

Jurídicamente, la ruina financiera se considera como una quiebra. Es una situación en la cual no se puede hacer frente a los pagos a acreedores ni gastos. Esto aplica tanto a una persona física como a una empresa. Debido a esto, muchas empresas que caen en la ruina se ven en la necesidad de cesar sus actividades.

Posteriormente, existe un proceso legal llamado concurso de acreedores. Su finalidad es examinar el patrimonio de la empresa en quiebra. A fin de liquidarlo para cumplir con las obligaciones pendientes de esta empresa como los pagos. Los autónomos también pueden caer en condición de ruina, así como una persona.

En caso de las personas físicas, la ruina impide que pueda cumplir con responsabilidades básicas como pago de servicios, hipotecas, etc. A diferencia de otros problemas financieros, la ruina puede ocasionar serias consecuencias. Incluso, pueden llegar a convertirse en permanentes. De ahí que sea importante actuar con prontitud.

¿Cómo salir de la ruina financiera?

Para poder salir de esta situación es importante que se tenga en cuenta una serie de aspectos. A continuación, puedes encontrar las mejores sugerencias:

Si eres una persona física, elabora un presupuesto mensual

Este punto quizá pueda parecer muy sencillo, pero la verdad es que da muy buenos resultados. Muchas veces se da por hecho algunos aspectos que finalmente pueden tener gran impacto. Por ejemplo, puede que te sorprenda darte cuenta la cantidad de dinero que gastas en cosas innecesarias.

Al revisar el presupuesto puedes hacer la suma mensual de todos los gatos de la familia, incluyendo los más mínimos. De igual manera, se debe incluir todos los ingresos del núcleo familiar. Luego, debes seleccionar solo aquellos gastos imprescindibles. Por ejemplo, la alimentación, el pago de hipoteca, servicios básicos y medicamentos, entre otros.

salir de la ruina

Luego, debes separar aquellos gastos innecesarios o secundarios. Por ejemplo, el que se destina a entretenimiento y diversión como suscripciones de tv, Aplicaciones pagas y otros servicios parecidos. Es cierto que el entretenimiento forma parte fundamental de la vida.

Especialmente, en estos tiempos difíciles es importante contar con ratos de entretenimiento y esparcimiento. Sin embargo, ante la ruina financiera, es importante optar por otras alternativas que no impliquen gastos. La idea es crear un presupuesto balanceado o equilibrado.

Con el dinero que se puede ahorrar en los gastos, es posible emplearlos para saldar deudas. Así puedes ir recuperando la autonomía financiera poco a poco. Ya que, uno de los aspectos fundamentales para salir de la ruina es pagar todas las deudas.

Atención a la contabilidad si eres un autónomo o empresa

Tanto si se trata de una pequeña, mediana o gran empresa, es fundamental analizar la contabilidad. Lo principal es contar con un profesional experto en esta área. A fin de que se utilice correctamente los ingresos de la empresa. Ya que, por lo general, algunos dueños de empresas no administran correctamente el dinero de la empresa.

Así que realizan gastos personales excesivos con los ingresos de la empresa. Sin antes haber designado las ganancias y gastos. Lo que ocasiona un desequilibrio en las finanzas de la empresa. El profesional encargado de la contabilidad puede alertar cuando existan gastos desproporcionados. Es necesario que todos los gastos se registren correctamente.

Los autónomos también pueden solicitar la asesoría de un experto en finanzas. Es importante reconocer que quizá la contabilidad y finanzas no sea tu fuerte. Por lo tanto, es necesario pedir la ayuda antes de que sea demasiado tarde. Lo principal, es que puedas cumplir con las obligaciones y saldar las deudas lo antes posible.

Contar con un fondo de emergencia

Las emergencias, imprevistos o eventualidades pueden ocurrir en cualquier momento. Es importante que se cuente con un fondo previo que permita responder a dichas emergencias. Así evitas caer en la ruina por no estar preparado para enfrentar la situación.

Tener ahorros puede ser una especie de salvavidas ante una situación imprevista. Por ejemplo, una enfermedad, una avería del coche, etc. De esta manera, puedes evitar sumar nuevas deudas a tu presupuesto. Además, esto impide que tengas que cancelar cuotas mensuales por interés de una deuda.

Un monto razonable para este fondo de emergencia puede ser desde 1.000 euros. Debes crear este fondo cuanto antes. Puede ser complicado por tu situación financiera. Sin embargo, puedes lograrlo si realizas algunos ajustes en el presupuesto, trabajas algunas horas extras, etc. Una vez que tengas el dinero reunido no caigas en la tentación de gastarlo todo.

sal de la ruina

Más bien, procura depositarlo en una cuenta de ahorro. Así tendrás tu fondo de emergencia para cuando lo requieras.

Deshazte de lo que ya no necesites

Es sorprendente la cantidad de cosas que se pueden llegar a acumular y no son necesarias. Por lo tanto, es hora de sacarlas todas y obtener provecho, ¿cómo? Afortunadamente existen una gran variedad de aplicaciones como Wallapop. Las cuales ofrecen un servicio rápido, fácil y seguro para vender productos de segunda mano.

Es la oportunidad perfecta para ganar dinero en poco tiempo. Además, así es la excusa perfecta para limpiar y remodelar espacios. Solo debes conservar aquellos productos que realmente utilices. Al final de la jornada te sentirás feliz con lo que puedes lograr al dar este paso. Pide a toda la familia que participe, esto también le dará la oportunidad de pasar tiempo juntos.

Recuerda que al ofrecer los productos debes ser muy creativo y dar la mejor impresión. Así quienes vean las publicaciones, se sentirán interesados y motivados a comprar. Con los ingresos obtenidos puedes pagar algunas deudas o guardar dinero en tu fondo de emergencia.

Elimina todas las deudas

Este aspecto es imprescindible, ¿por qué? Recuerda que las deudas generan intereses. Nada más dañino para las finanzas que tener deudas. Ya que, solo te dedicas a pagar intereses sobre intereses y cada día aumenta más la deuda. Por lo tanto, la prioridad es pagar todas las deudas que tengas. Inicia por aquellas que sean más antiguas o las que generan más intereses.

 

Recuerda las sugerencias mencionadas en los ítems anteriores para obtener ingresos. Con los cuales puedas ir pagando las deudas. No te desesperes si sientes que nunca terminan, es cierto que el proceso puede ser duro. Pero cualquier pago que realices es importante y será una deuda menos.

Este paso requiere esfuerzo, disciplina y en algunas ocasiones hacer ciertos sacrificios. Pero vale la pena que puedas hacerlo para salir de una situación de ruina. En la medida que tengas menos deuda, serás más libre de controlar tus finanzas.

En el caso de las empresas, pueden realizar acuerdos con sus acreedores. Puedes negociar con ellos a fin de pagar tus deudas, estableciendo un acuerdo de pago.

Se creativo, proactivo y positivo

Es hora de utilizar tus fortalezas, talentos y habilidades. Algunas personas caen en la ruina cuando realizaban algún trabajo en particular. Esto hace que se resignen a perderlo todo, incluso las esperanzas. Pero debes evitar este tipo de actitud, ya que esta tiene gran influencia sobre tus decisiones. Tienes que explotar todos tus dones y habilidades.

Se trata de empezar desde cero y darte una nueva oportunidad de ser exitoso y recuperar tus finanzas. Puedes preguntarte ¿para qué soy bueno? ¿Qué emprendimiento puedo hacer desde casa? También puedes hacer un breve análisis y pensar en las cosas que más se venden en tu localidad. Así que pregúntate ¿Qué le interesa comprar a las personas de la comunidad? ¿Cuál sería un buen negocio para emprender?

Traza un nuevo plan de negocios para mejorar tus ingresos. Además, puedes disfrutar lo que haces y de seguro eso influirá en los resultados que obtengas. A medida que tu nuevo emprendimiento progrese, no cometas los mismos errores que te llevaron a la ruina. Para ello, debes ser organizado, apegarte al plan y al presupuesto.

De ser necesario, solicita la asesoría de un gestor financiero. Por otra parte, aprovecha al máximo las tecnologías disponibles y todas las ventajas que te ofrece internet. Puedes publicar tu emprendimiento, hacerle publicidad, interactuar con los usuarios, etc. De esta manera, puedes ir posicionando tu negocio fácilmente.aprende a dominar tus finanzas

Que tu ruina no sea mental

Algunas personas que cayeron en condición de ruina, lamentablemente tomaron decisiones fatales. Es imprescindible que cuides tu mente para que este no sea tu caso. Los problemas económicos pueden agobiarte, estresarte e incluso afectar tu salud física y emocional. Requieres hacer un esfuerzo concienzudo para mantener la fortaleza mental.

Es necesario que seas positivo para que te permitas pensar con claridad y ver nuevas oportunidades. En vez de ver sólo el panorama de deudas y fracasos. Apóyate en tu familia y amigos sinceros. No olvides descansar lo suficiente, esto te ayudará a tener las ideas organizadas y mejorar tu capacidad de análisis.

Aliméntate de manera saludable. También puedes realizar una rutina de ejercicios. Así puedes despejar tu mente, liberarte del estrés y tener mejor disposición para afrontar nuevos retos. De igual manera, es fundamental que mantengas el buen humor. No seas pesimista, trata de hacer algo divertido con las personas que quieres.

Puede sorprenderte lo que puedes lograr cuando mantienes una actitud positiva. Lo ideal es que alimentes tu mente y tu alma con ideas constructivas. No escuches una y otra vez las noticias alarmantes sobre la economía. Más bien, procura escuchar la experiencia de quienes han iniciado negocios innovadores e ideas emprendedoras.

Evita caer en la ruina

Ahora que ya sabes lo que debes hacer para salir de la condición de ruina, también es importante evitar caer nuevamente. Para ello, debes seguir estas prácticas sugerencias:

  • Ahorra el 10% de tus ingresos. Este es un porcentaje razonable para tener un fondo ahorrado que te permita atender cualquier emergencia.
  • Realiza inversiones seguras. Protege tu dinero invirtiendo de forma segura.
  • Evita hacer compras a crédito. Esta es una de las principales razones que llevan a la gente a caer en ruina. Recuerda que los impagos implican más intereses y por lo tanto más deudas.
  • Realiza un presupuesto y cúmplelo. Se organizado y responsable al manejar tus finanzas
  • No compres de forma impulsiva. Esto aplica tanto a empresas como a personas. Las compras deben estar bien pensadas y considerar si realmente son una necesidad.

Al seguir estas prácticas sugerencias puedes salir de la ruina y evitar caer en ella nuevamente.

Boton solicitar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir